Mezclado

RUBI ofrece, al colocador profesional de baldosa cerámica, una completa y variada gama de mezcladores eléctricos y varillas con cabezales específicos para distintos materiales, con los que podrá obtener un mezclado homogéneo y adaptado a sus necesidades.



Con la evolución de los materiales cerámicos, los materiales adhesivos y morteros para baldosas cerámicas también han sufrido cambios. Con esta serie de modificaciones, los trabajos de mezclado de mortero han ganado protagonismo y los mezcladores eléctricos se han convertido en esenciales. También ha surgido la necesidad de mezclar pinturas y líquidos, y otros materiales más concretos y especiales como las resinas epóxicas.



Fruto del esfuerzo, y la experiéncia de tantos años, RUBI ha sabido adaptarse a todos estos cambios diseñando una gama de mezcladores de primer nivel. Una gama que es capaz de satisfacer las necesidades de los profesionales del sector de la colocación de baldosa cerámica del mundo entero.



La gama de mezcladores eléctricos de RUBI permite adaptarse a cada tipo de trabajo, ya sea ligero o más intensivo y a cada especialidad del mundo de la construcción. Son mezcladores eléctricos de gran potencia y durabilidad, de velocidad ajustable y que permiten mezclar grandes cantidades de material sin esfuerzo y de forma rápida. El complemento perfecto son las distintas varillas que ofrece la gama, adaptables tanto en la cantidad del material a mezclar como para el tipo: morteros, líquidos, epoxy o yeso.



En RUBI nos hemos preocupado siempre por la salud del profesional. Dentro del diseño de nuestras herramientas siempre está muy presente el concepto de ergonomía, ya que creemos que la seguridad y el hecho de minimizar los riesgos de lesión en el trabajo son fundamentales para la salud y para una correcta ejecución. Fruto de este trabajo salen la nueva gama de mezcladores, más cómodos y adaptables a las exigencias del profesional.