Plomadas

Plomadas

Herramientas y útiles para la colocación

Las plomadas continúan siendo, hoy en día, una de las herramientas más importantes y utilizadas por el albañil en el sector de la construcción.
Por ese motivo RUBI dispone de una selección de modelos que, sin renunciar al uso tradicional, garantizan un correcto funcionamiento y aseguran la calidad del producto.

Las plomadas RUBI son de acero bicromatado, para asegurar una buena resistencia a la corrosión, debido a las condiciones de trabajo a las que el producto será sometido.
La geometría de la pesa, de las plomadas RUBI, mantiene de la forma más fiel uno de los modelos más tradicionales, el cilíndrico con un extremo en punta, como indicador del centro de gravedad. Con sus 600 gr. de peso, las plomadas RUBI son altamente fiables y muy resistentes.
Los diábolos, o nueces, de las plomadas RUBI se fabrican en madera e incluyen una versión equipada con un imán de Neodimio, para su fijación a estructuras metálicas, y una cuerda de algodón, de alta calidad para soportar las condiciones de trabajo en la obra, de 5 metros de longitud.

La plomada utiliza la ley de la gravedad para indicarnos que la posición de un elemento constructivo es realmente vertical. El principio en el que se basa el funcionamiento de la plomada es muy simple: la cuerda suspendida con el peso que tiene en su parte inferior deberá ser vertical y perpendicular a cualquier otro plano de nivel con el que se cruce.

RUBI está presente en más de 120 países gracias a nuestra red de oficinas comerciales, filiales y distribuidores oficiales. Por esta razón ponemos fácil a los usuarios de todo el mundo el poder encontrar nuestras herramientas y recambios. Contacte con nosotros en "Descubre RUBI" o en alguna de nuestras redes sociales si desea información de donde poder encontrar algún distribuidor, estaremos encantados de ayudarle.